El chico de mi vida - Jana Aston

2 feb. 2018

Título original: Trust
Saga: Tercer libro de la serie Los chicos        
Categoría: Novela romántica erótica        
Editorial: Chic    
Páginas: 224              

Argumento:

Chloe tiene veintidós años, es profesora y muy tímida. Cuando se pone nerviosa con un chico, cuenta chistes malos. Compulsivamente.

Boyd trabaja para el FBI y necesita que una chica se haga pasar por su novia en una boda.

¿Convencerá a la joven e inocente Chloe para que sea su cita y pasen un fin de semana juntos?


Opinión personal:
Con este libro pongo fin a la sèrie Los chicos. He de decir que el primer libro de la serie no me terminó de convencer, pero poco a poco ha ido mejorando. 

Chloe no deja de tener citas desastrosas y cuando parece que la cosa puede ir bien, resulta que termina detenida por culpa de su cita. Nada más y nada menos que por el agente Boyd. Aunque ella no lo sepa, es el medio hermano de su amiga Sophie y ese primer encuentro va a implicar el inicio de algo que va a cambiarles. 
En esta ocasión, nos cuentan la historia de Chloe y Boyd. Ambos personajes los hemos conocido en libros anteriores y ya se sabía que iban a terminar juntos. Chloe es la mejor amiga de Everly desde que eran pequeñas y gracias a ella se hace amiga de Sophie y Sandra, las protagonistas junto a Everly de los libros anteriores. Por otro lado, Boyd es el medio hermano de Sophie como ya descubrimos en el primer libro. En cuanto Everly conoce a Boyd tiene claro que quiere presentárselo a Chloe. Su vena de casamentera quiere unirles, pero ya lo hacen ellos por su cuenta. 

Chloe es un personaje sobre el que no sabemos mucho antes de este libro. Si es cierto que habíamos oído nombrarla y que había aparecido en algunas ocasiones pero hasta ahora no la hemos conocido del todo. Chloe es maestra de primaria y siente algo de ansiedad en lo que a las relaciones se refiere. Conocer gente nueva, mantener una relación, tener una cita... Tampoco ayuda que la gran mayoría de citas hayan terminado siendo un desastre. Ella se culpa por ello. Cuando se pone nerviosa empieza a contar chistes muy malos, le cuesta poder tener un tema de conversación con otra persona, pese a que no deja de intentarlo.

Boyd es policía y conoce a Chloe en el momento en el que detiene a una de sus citas. Es listo, guapo, muy sexy y con una sonrisa que derrite. Algo en ella le atrae, quiere conocerla mejor. Al día siguiente se encuentran en el hospital, después de que Sophie haya tenido a su hija y aprovechando que Chloe quiere esconder el momento de la detención, hace que le deba un favor. De esta forma tiene la excusa perfecta para seguir quedando con ella sin que sea una cita y, por tanto, sin que los nervios la ataquen. 

Me ha gustado especialmente el comportamiento de Boyd con respecto a Chloe. Chloe le cuenta su problema con las citas, sus nervios y los desastres que han sido. A raiz de eso Boyd decide plantearle sus encuentros como algo didáctico, para ayudarla en sus citas y no como citas en sí mismas. De esta forma evita sus nervios, puede ser ella misma, pasarlo bien y conocerse mejor. Creo que es algo muy dulce porque aunque su historia va avanzando, él sigue con ese mismo juego para no plantearle esa presión, ese miedo. Miedo que en verdad es compartido ya que Boyd no quiere perderla tampoco.

También, creo que hacer a Chloe con ese tipo de ansiedad, de control, de pensar las cosas muchas veces, tener todas las opciones, plantearlas para después decidir correctamente, es un punto a favor de la autora. La ansiedad es un problema muy extendido en la sociedad, aunque la mayoría de la gente lo esconda como hace Chloe, y del que se conoce más bien poco, por lo que ponerte en su piel, en su mente creo que es algo que puede ayudar a concienciar. Es cierto que la ansiedad que sufre ella es muy selectiva y bastante ligera, que en muchas ocasiones simplemente son nervios o pueden parecerlo, pero aún así es algo que no puede controlar y ese creo que es el mensaje importante.

Al igual que los libros anteriores, la mayor parte del libro está narrado por Chloe, pero también nos encontramos con varios capítulos que nos los narra Boyd. La verdad es que me ha gustado la diferencia entre como se ve Chloe a sí misma y como llega a verla Boyd. Creo que, con la ayuda de Boyd, Chloe tiene una gran evolución a lo largo del libro.

Otro aspecto que resaltar es que, al igual que en los libros anteriores, esta pareja tiene una gran diferencia de edad entre ellos. Yo creo que ya es algo característico de la autora o un fetiche que siente porque todas las parejas tienen unos 10 años de diferencia entre ellos. No es algo negativo, pero si es algo que me ha llamado la atención. 

En general, esta serie de libros me han gustado mucho. Sí es cierto que el primero no fue totalmente de mi gusto y creo que a raíz de ese, los demás tienen un toque mucho más divertido y que logra engancharte. Así que si solamente has leído El chico equivocado y lo dejaste porque no te gustó, te recomiendo que sigas porque sin duda es una serie que mejora mucho. 


4/5

3 comentarios:

  1. Lo he visto bastante por la blogosfera pero por alguna razón no me llama así que lo dejo pasar. Gracias por la reseña de todos modos :)
    Un beso, nos leemos.

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola!
    Este libro lo veo por todos lados. ¡Creo que hasta sueño con él! Por el momento no llama la atención, pues siento que tiene un hype muy elevado, así que lo pospongo para un futuro ^^

    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  3. Holaaa
    Estos libros no me llaman nada de nada, así que lo dejo pasar, no es mi estilo
    Pero muchas gracias por tu reseña, me alegra que lo disfrutaras
    Un besazo!

    ResponderEliminar